¡Cumpleaños!

Este año me he hecho mayor más lejos que nunca ¡a más de nueve mil kilómetros de distancia!
Así que no podía compartir ese día con todos los que llevo años haciéndolo ¡¡o eso pensaba yo!!
¡Que equivocada estaba!

Yo pensaba que lo mucho que había reído, crecido y vivido en este 2013; el viaje, los tres días de colegio, la situación en la que me ha puesto la vida y lo feliz que me encuentro a mis 26 añitos era suficiente regalo ¡pero me esperaba muchísimo más!¡ Y yo no lo sabía!

Con un poco de retraso, lo comparto con todo el que no pude compartirlo en el día señalado a través de este post.
Ha sido una celebración de cumpleaños al estilo gitano total y absolutamente ¡¡porque lo celebré durante tres días seguidos!! El cumpleaños era el domingo pero comenzamos la celebración con una cenita americana. Por primera vez nos dimos el gusto de ir a un restaurante americano.
Hasta entonces nos habíamos “apañado” con la combinación “supermercado+ microondas de la habitación” o sitios de comida rápida. Salir a cenar fuera era un capricho ¡¡Y nos lo dimos!!
Era un sitio muy chulo, al entrar tuvimos que esperar un poco de cola pero ¡¡Había unos sofás para hacerlo cómodamente!! Nos tomaron el nombre y pudimos esperar decidiendo qué pedir. Al poquito nos sentaron en los típicos asientos de sofá y disfrutamos de un chuletón riquísimo! Fue una cena muy agradable y riquísima.

Al día siguiente Víctor me tenía una sorpresa preparada;

¡Día en el parque de atracciones!

Yo no sabía nada cuando cogimos el coche en dirección a Santa Cruz, estaba demasiado concentrada en conducir en condiciones. Era el primer día que yo me encargaba de conducir, hasta entonces no me había atrevido a coger el coche por el estado del trafico en la zona durante la semana, así que Víctor aprovechó el fin de semana para que cogiese confianza con el coche, durante los fines de semana el tráfico es más tranquilo,así que era el mejor día para enfrentarme por primera vez a un coche automático.

Ya teníamos hablado que, los fines de semana que pudiésemos, aprovecharíamos para viajar por California y conocer más lugares, así que cuando Víctor me dijo que quería ir a la playa no pensé nada raro, no sospechaba ¡lo cuál mejoró la sorpresa! Pusimos el GPS y conduje hasta Santa Cruz ¡¡Que paisajes!! Sólo con el viaje ya estaba disfrutando; el subidón de conducir el coche nuevo sumado al paisaje daba como resultado una enorme sonrisa en mi cara. Y se multiplicó por dos cuando llegamos al sitio y se desvelo mi regalo ¡¡Parque de atracciones!!

ParquedeAtracciones

Se cumplía una deseo que esperaba cumplirse desde hacía 5 o 6 años.Y que se había incrementado en ganas muchísimo en el último año, por la perdida de peso. ¡¡Pasamos un día divertidísimo!!

Montaña rusa, barco pirata, columpio giratorio gigante, coches choques… Disfrutamos como niños. Nos dimos el capricho de probar unas patatas tipo “chips” pero en un palo…Un invento raro,pero muy rico. El parque era una locura culinaria ¡¡hasta te freían galletas oreo en un puesto!!

No nos atrevimos a tomar ninguna guarrada, queríamos disfrutar la experiencia. Y lo hicimos. Disfrutamos del día junto al pacifico, os pongo algunas fotos. Las vistas desde el paseo eran preciosas y el día se despidió con una puesta de sol preciosa. ¡Un lujo!

Al día siguiente, el día de mi cumple, estábamos invitados a una barbacoa por el primer año de Leo, el hijo de un amigo. Y yo ya había tenido muchísima celebración , así que no esperaba nada. ¡¡Otra vez equivocada!!

¡Víctor se había compinchado con mi madre para seguir sorprendiéndome!

Me habían organizado una “video-party”
Yo sospechaba que planeaba que pudiese hablar con mi madre por webcam, bueno la verdad es que estaba bastante claro, lo que no me podía imaginar era lo que había al otro lado de la cámara. Habían reunido a gente para que fuese a mi casa a celebrar mi cumpleaños ¡sin estar yo allí! Increíble. Fue muy reconfortante ver y escuchar a mis seres queridos ¡me pegue una pecha de llorar!
Y no sólo fue la vídeo llamada, también tuve vídeos de felicitación que me saltaron más de una lagrima

Yo siempre he sido de valorar los actos por encima de lo material y saber todo lo que había detrás de esa sorpresa fue el mejor regalo que he recibido. Llamadas, tiempo, canciones… Un montón de sentimientos y empeño que me hicieron sentirme súper querida y especial en mi día del calendario. ¡Una pasada! Desde aquí dar las gracias a todos lo que estuvieron,de corazón, ese día.

E igual que las comidas, termino el post con un dulce ¡¡mi tarta de cumpleaños!! Soplé las velas en una tarta de Oreo
¡¡Que rica estaba!!

Anuncios

SanFrancisco

Este viaje está siendo apasionante!

Tenemos días en los que nuestra vida es súper “normal”.Ya estamos asentados y tenemos nuestra rutina,pero hay otros en los que la rutina se ve interrumpida por visitas a Stanford y cenas en lugares ¡¡impresionantes!! Como “Nola“o cositas así…

Hoy estoy poniéndome al día con el blog desde un garito (un pub muy chulo y moderno) en SanFrancisco en el que Víctor tiene un evento; es asombroso!
Hace un día de sol espléndido y hemos dado un paseo muy agradable por la ciudad. Hemos tomado el “Lunch” (vamos el almuerzo de toda la vida de dios, pero más temprano)en un restaurante típico de comida americana (con sus milkshakes y todo) como un “Peggie Sue´s” original o algo así. Con deciros que había un negrata en la barra tomándose un plato de salchichas, tostadas,etc con un vaso de leche,creo que os lo digo todo.

San Francisco es una ciudad de enormes cuestas y mayores contrastes. Hay mucho loco, pero loco loco… Mientras comíamos hemos visto a una chica bajando una cuesta,por el carril bici, en una carretera súper transitada ¡¡con un carrito de supermercado!! Iba demasiado rápido y ¡es un vehículo que no tiene frenos! Aunque ir en bicicleta por una ciudad tan enorme y con el trafico de California ya me parece una locura,aunque sea por el carril bici y con frenos. Jajajaja

Una cosa curiosa que vemos hoy son grupos de Santas. No sé exactamente el por qué,pero hay grupos de gente que van disfrazados de ayudantes de santa Claus, juntos y alegres por las calles. Parecen reuniones de universitarios,compañeros de trabajo o algo así celebrando que las fiestas se acercan ¡mola tela! Es parecido a ver una despedida de soltero,pero de día y con temática navideña. ¡ un santa hasta nos ha ofrecido caramelos! Jo, lo de los caramelos, da para un post hablando sólo de comida y supermercados ¡tengo muchas cosas que contar!

Volviendo a San Francisco, hoy es el tercer día que venimos, aunque hemos pasado por la cuidad un par de veces más. Las primeras veces conocimos el centro financiero, el lugar dónde se encuentran todos los edificios altos de la cuidad ¡y el dinero! El tráfico por esa zona es horroroso y encontrar aparcamiento fue carísimo! Pero conocimos una zona súper transitada y  cosmopolita. Es como el “walk street” de la costa este.

Fuimos a nuestro nuevo banco y abrimos una cuenta americana (para pagar aquí y mover el dinero con menos problemas) Os pongo una foto desde las oficinas del BankOfTheWest.20131118_113507

¡¡Menudas vistas!!Se que en la foto,al estar a contra luz se me ve muy mal,pero lo importante son las vistas.Es de esas cosas que te hacen sentirte pequeñito,como una hormigita en el mundo.

Cuando te alejas un poco del centro financiero, no hace falta mucho, en San Francisco puedes encontrar cuestas y bajadas, grafittis enormes,tranvías que recorren la ciudad enganchados a un cableado que inunda el cielo de las calles de la cuidad,carreteras con tres carriles para cada lado de la circulación, edificios preciosos hechos y decorados con madera,edificios modernos en los que ves mucho cristal…¡De todo! Y mucho moderno, es una ciudad muy cosmopolita en la que hay mucha gente de muchas nacionalidades distintas.Y mendigos. ¡Hay muchísimos mendigos en San Francisco! (Bueno, no necesitas alejarte del centro financiero para verlos)
La zona portuaria de la cuidad también es un lugar chulísimo para darse un paseo.Dos días a la semana ponen un mercado en esta zona, en el que venden fruta y verdura fresca, pescado y no se que cosas más.Nosotros, aún sólo lo hemos visto desde el coche.

Sí te alejas aún más del centro, en San Francisco hemos podido encontrar zonas de recreo bastante chulas.Hemos conocido un parque enorme en el que la gente puede ir a practicar deporte ¡¡de forma gratuita!! Había una zona de columpios para los más peques, un campo de cesped muy,muy grande junto a un campo de beisbol y pistas de tennis.

También hemos estado en una zona de barbacoas al lado del océano, a los pies del Golden Gate, rodeados de arboles… Hay unas mesas de camping con barbacoa, ¡ tu sólo tienes que llevar la carne,el carbón y alguna herramienta! Parecido a ir a al peñon del cuervo,pero mejor ¡¡había baños!! ¡Y aparcamiento!
Así vamos, encontrando como los mitos sobre los Yanquis se cumplen sobre manera.Afortunadamente,no para todo.

De momento, poco más que contar de San Francisco, aún nos queda salir una noche de fiesta por aquí para poder contaros más cosas, pero algo me dice que lo haremos en tren.

California

Nos hemos venido a California

Víctor quería buscar una oportunidad en Silicon Valley

Yo necesito aprender inglés

No nos ataba nada en málaga, estamos bien juntos y no queríamos quedarnos con la duda de “¿y sí nos hubiésemos ido..?” en un futuro.Así que tomamos la decisión, ahorramos dinero, compramos los billetes,planeamos el viaje y ¡aquí estamos!

Ya hace tres semanas que estamos por aquí y corresponde retomar un poco el blog y compartir todo lo que estamos viviendo.Tengo un montón de cosas que contar y creo que haciéndolo aquí me voy a sentir muchísimo más cómoda que en las redes sociales, además una aventura de esta envergadura, se merece una historia bien contada, que no se pierda en el historial del muro o la biografía de facebook.

Además,retomar el blog era un propósito para 2013.A ver sí me dura y os cuento muchaaaaaas cosas

Gracias por leerme y ¡¡ánima-me a seguir con tus comentarios!!

Un abrazo!